Boletus calopus

DÓNDE Y CUÍNDO SE PUEDE ENCONTRAR Especie que se ha extendido mucho y crece durante toda la estación micológica en cualquier tipo de hábitat, ya sea debajo de caducifolios como de coníferas. DIMENSIONES Puede alcanzar un gran tamaño, con aspecto sólido y carnoso en conjunto. No es extraño encontrar ejemplares con 25-35 cm en el diámetro del sombrero, mientras el pie, ventrudo y rojo, es proporcionalmente más corto. CARACTERÍSTICAS COMESTIBLES Se trata de una seta que no debe comerse, no por lo tóxico sino por sus características organolépticas que la hacen inapetecible. En efecto, cruda resulta de sabor amargo, el que permanece inalterado aún luego de la cocción. Su presencia haría incomible cualquier plato. Quien no la conoce la descarta porque se vuelve azul marino cuando se toca o corta. Sin embargo, esta cualidad no sería determinante para establecer su eventual toxicidad. Muchas Boletus, cuya carne cambia de color, pueden comerse.



GUÍA PARA SU DETERMINACIÓN Es un Boletus muy común que se puede encontrar en todos los hábitats y confundirse con el Boletus satanas por el fuerte viraje de su carne al color azul marino, ya sea tocándolo o cortándolo. El color claro del sombrero y rojo del pie son otros elementos de similitud con el Boletus citado. Sin embargo, basta observar el color de los poros para poder identificarlo fácilmente. En esta especie el himenio se presenta con los poros entre el amarillo, cuando es joven y el oliváceo cuando está en pleno desarrollo. En B. satanas, el color de los poros es rojo. Otra posibilidad de diferenciación es el sabor de su carne muy amargo, completamente distinto del de su similar que es casi dulce. Se presenta con el sombrero redondeado, luego se extiende y se hace convexo o casi plano. El pie es de un bello color rojo-carmín a lo largo de toda su extensión, decorado con un reticulado pequeño de tonalidad clara. La carne es blanquecina y despide un olor ácido; su sabor es amargo.

SE PUEDE CONFUNDIR CON El Boletus satanas aquí reproducido, venenoso. Sin embargo, esta especie tiene los poros de un color distinto, ya que son rojos como puede observarse.

Valor gastronomico

NO COMESTIBLE Atención: himenio amarillo-verde y carne que vira.

Dibujo
EN EL DIBUJO: se pone en evidencia la tendencia de la carne a virar de manera muy notoria cuando se corta. DÓNDE Y CUÍNDO SE PUEDE ENCONTRAR Especie que se ha extendido mucho y crece durante toda la estación micológica en cualquier tipo de hábitat, ya sea debajo de caducifolios como de coníferas DIMENSIONES Puede alcanzar un gran tamaño, con aspecto sólido y carnoso en conjunto No es extraño encontrar ejemplares con 25-35 cm en el diámetro del sombrero, mientras el pie, ventrudo y rojo, es proporcionalmente más corto CARACTERÍSTICAS COMESTIBLES Se trata de una seta que no debe comerse, no por lo tóxico sino por sus características organolépticas que la hacen inapetecible En efecto, cruda resulta de sabor amargo, el que permanece inalterado aún luego de la cocción Su presencia haría incomible cualquier plato Quien no la conoce la descarta porque se vuelve azul marino cuando se toca o corta Sin embargo, esta cualidad no sería determinante para establecer su eventual toxicidad Muchas Boletus, cuya carne cambia de color, pueden comerse



GUÍA PARA SU DETERMINACIÓN Es un Boletus muy común que se puede encontrar en todos los hábitats y confundirse con el Boletus satanas por el fuerte viraje de su carne al color azul marino, ya sea tocándolo o cortándolo El color claro del sombrero y rojo del pie son otros elementos de similitud con el Boletus citado Sin embargo, basta observar el color de los poros para poder identificarlo fácilmente En esta especie el himenio se presenta con los poros entre el amarillo, cuando es joven y el oliváceo cuando está en pleno desarrollo En B satanas, el color de los poros es rojo Otra posibilidad de diferenciación es el sabor de su carne muy amargo, completamente distinto del de su similar que es casi dulce Se presenta con el sombrero redondeado, luego se extiende y se hace convexo o casi plano El pie es de un bello color rojo-carmín a lo largo de toda su extensión, decorado con un reticulado pequeño de tonalidad clara La carne es blanquecina y despide un olor ácido; su sabor es amargo

SE PUEDE CONFUNDIR CON El Boletus satanas aquí reproducido, venenoso Sin embargo, esta especie tiene los poros de un color distinto, ya que son rojos como puede observarse

Valor gastronomico

NO COMESTIBLE Atención: himenio amarillo-verde y carne que vira

Dibujo
EN EL DIBUJO: se pone en evidencia la tendencia de la carne a virar de manera muy notoria cuando se corta

Los artículos más vistos


Los artículos más comentados


Los artículos más valorados


Enlaces amigos