Amanita ovoidea

DÓNDE Y CUÍNDO SE PUEDE ENCONTRAR Se trata de una especie que prefiere como zona de crecimiento la Europa mediterránea donde es abundante y muy conocida, volviéndose escasa hacia el norte. Crece de julio a noviembre en bosques de encinas y castaños aunque también lo hace bajo el abeto blanco, preferentemente en terreno calcáreo. Según el Prof. Kreisel, esta seta se reproducía en alabastro en la época de los Faraones y era considerada como símbolo de felicidad. Se le encuentra en el Pirineo y Litoral mediterráneo. CARACTERÍSTICAS COMESTIBLES Es una buena seta comestible que puede prepararse sin problemas en las áreas en que se cría donde es conocida por larga tradición. Sin embargo, no presenta la característica organoléptica de la Amanita caesarea. Pero quien no la conoce bien, se le recomienda la máxima atención por el peligro que puede significar confundirla con las Amanitas blancas mortales que tienen un aspecto similar. DIMENSIONES Es baja y gruesa como la Amanita caesarea a la cual se asemeja; y también tiene forma de huevo cuando está cerrada. Desarrollada, el diámetro del sombrero puede alcanzar los 25 cm y el pie 15 cm de altura.

Nombres vulgares en castellano: Amanita ovoidea y Oronja blanca; en catalán: Farinera; y en vascuence: Astopitsa.

GUÍA PARA SU DETERMINACIÓN Es una bellísima seta blanca, en la cual, mientras el sombrero y el pie mantienen tal color, la volva rápidamente se mancha de ocre. La característica que permite su diferenciación de las Amanitas blancas mortales, es la presencia de la membrana deshilachada en el margen del sombrero que por lo demás es liso, raramente cubierto con alguna placa. Se desarrolla a partir de un huevo redondo por arriba que se estrecha hacia la base. El sombrero en la seta adulta también tiende a mantener la forma regular y redondeada con el resto del velo que rebasa el margen liso. Las laminillas son anchas, ventrudas, de color blanquecino a amarillo claro, muy apretadas y redondeadas en las proximidades del pie. El pie es de sección cilíndrica, blando, recubierto de numerosísimos granos o flecos más bien cremosos que se secan dándole a la superficie un aspecto empolvado. Tiene un anillo quebrado e irregular que se ensancha poco vistosamente hacia abajo. En gran parte está recubierto por una volva continúa, llamativa, que sobrepasa la protuberancia y se presenta rota con los bordes abiertos. La carne es blanca y la seta despide un olor algo rancio como de polvo, que se altera cuando aquélla comienza su descomposición.

SE PUEDE CONFUNDIR CON La Amanita phalloides con sombrero blanco, ilustrada en la foto. Ésta, sin embargo, no tiene festón en el margen del sombrero y en la etapa de huevo es más estrecha arriba y ancha abajo.

Valor gastronomico

BUENA Atención: tiene membrana en el margen del sombrero y volva vistosa

Dibujo
EN EL DIBUJO: un detalle que pone en evidencia el margen festonado del sombrero. DÓNDE Y CUÍNDO SE PUEDE ENCONTRAR Se trata de una especie que prefiere como zona de crecimiento la Europa mediterránea donde es abundante y muy conocida, volviéndose escasa hacia el norte Crece de julio a noviembre en bosques de encinas y castaños aunque también lo hace bajo el abeto blanco, preferentemente en terreno calcáreo Según el Prof Kreisel, esta seta se reproducía en alabastro en la época de los Faraones y era considerada como símbolo de felicidad Se le encuentra en el Pirineo y Litoral mediterráneo CARACTERÍSTICAS COMESTIBLES Es una buena seta comestible que puede prepararse sin problemas en las áreas en que se cría donde es conocida por larga tradición Sin embargo, no presenta la característica organoléptica de la Amanita caesarea Pero quien no la conoce bien, se le recomienda la máxima atención por el peligro que puede significar confundirla con las Amanitas blancas mortales que tienen un aspecto similar DIMENSIONES Es baja y gruesa como la Amanita caesarea a la cual se asemeja; y también tiene forma de huevo cuando está cerrada Desarrollada, el diámetro del sombrero puede alcanzar los 25 cm y el pie 15 cm de altura

Nombres vulgares en castellano: Amanita ovoidea y Oronja blanca; en catalán: Farinera; y en vascuence: Astopitsa

GUÍA PARA SU DETERMINACIÓN Es una bellísima seta blanca, en la cual, mientras el sombrero y el pie mantienen tal color, la volva rápidamente se mancha de ocre La característica que permite su diferenciación de las Amanitas blancas mortales, es la presencia de la membrana deshilachada en el margen del sombrero que por lo demás es liso, raramente cubierto con alguna placa Se desarrolla a partir de un huevo redondo por arriba que se estrecha hacia la base El sombrero en la seta adulta también tiende a mantener la forma regular y redondeada con el resto del velo que rebasa el margen liso Las laminillas son anchas, ventrudas, de color blanquecino a amarillo claro, muy apretadas y redondeadas en las proximidades del pie El pie es de sección cilíndrica, blando, recubierto de numerosísimos granos o flecos más bien cremosos que se secan dándole a la superficie un aspecto empolvado Tiene un anillo quebrado e irregular que se ensancha poco vistosamente hacia abajo En gran parte está recubierto por una volva continúa, llamativa, que sobrepasa la protuberancia y se presenta rota con los bordes abiertos La carne es blanca y la seta despide un olor algo rancio como de polvo, que se altera cuando aquélla comienza su descomposición

SE PUEDE CONFUNDIR CON La Amanita phalloides con sombrero blanco, ilustrada en la foto Ésta, sin embargo, no tiene festón en el margen del sombrero y en la etapa de huevo es más estrecha arriba y ancha abajo

Valor gastronomico

BUENA Atención: tiene membrana en el margen del sombrero y volva vistosa

Dibujo
EN EL DIBUJO: un detalle que pone en evidencia el margen festonado del sombrero

Los artículos más vistos


Los artículos más comentados


Los artículos más valorados


Enlaces amigos