Cotorra Gris de Argentina

Nombre: Myopsitta monachus
Familia: Psitáceas.
Orden:
Psitaciformes.
Clase:
Aves


¿Como es?

Con una longitud de 29 cm y cola relativamente larga, este lorito, resistente y adaptable, presenta cabeza grande, redondeada, con pico curvado, robusto, típico de las psitáceas, de color pardo claro, ajunquillado. Los ojos, redondos, grandes y oscuros, están rodeados de un fino anillo ocular. Frente, mejillas, garganta y pecho son de color gris pálido. El resto del cuerpo tiene el plumaje verde, más o menos uniforme, que generalmente puede oscurecerse en el dorso azuleando en las plumas externas de ias alas. Existen dos formas obtenidas en cautividad, de colores azulados y amarillos, respectivamente.

No existe dimorfismo sexual, siendo machos y hembras aparentemente iguales. Viven libres en zonas arbóreas de sudamérica, desde Bolivia y Brasil hasta Argentina, en grupos relativamente numerosos, que se subdividen por familias, ocupando un territorio amplio, en el que las
parejas establecidas construyen varios nidos, que contrariamente al resto de los papagayos, son auténticas estructuras entrelazadas, con gran cantidad de ramas colgadas de los árboles. Tienen un régimen alimenticio muy omnívoro, en el que la dieta vegetal constituye una parte fundamental.


¿Cuanto suele vivir?

Pueden alcanzar con facilidad los dieciséis-dieciocho años de edad en óptimas condiciones de mantenimiento.


Su casa

Se muestran idóneas para grandes pajareras exteriores, e incluso se habitúan a vivir libres en el  jardín en que fueron aclimatadas, siempre que no sean hostigadas.

Pueden ser confinadas por parejas en jaulones de 2 m de longitud por 1 de anchura y 1,50 de altura, aunque la reproducción en estas condiciones no suele conseguirse.


Alimentación

En cautividad se les ofrecerá una mezcla variada de semillas de girasol, calabaza, judía tierna, algarrobas, cacahuetes verdes, arroz, maíz tierno, cañamón y trigo, que deberá complementarse con trocitos de frutas variadas, plantas germinadas, zanahorias y huevo duro, finamente picado. No debe faltarles agua limpia y fresca para beber.


Carácter y comportamiento

Adaptables, ruidosas, muy activas, se instalan perfectamente en la pajarera, que podrá compartir con otras aves cuando tengan suficiente espacio. Como ejemplares aislados se encariñan mucho con sus amos y pueden dejarse en semilibertad en la casa.


¿Que cuidados necesita?

Administración de agua y alimento, así como limpieza y profilaxis de eventuales exoparasitosis son suficientes cuando estas cotorritas están albergadas en grandes jaulones exteriores.


¿Como se reproduce?

Al no ser distinguibles machos y hembras puede soltarse un grupo de ocho-diez individuos en el jaulón o pajarera exterior que encierre varios árboles. Las parejas se irán formando espontáneamente. El nido globular, muy grande, es construido por ambos sexos y suele, al menos, duplicarse. La puesta es incubada durante veinticinco o veintiséis días, tras los que nacen los polluelos. Las jóvenes cotorras abandonan el nido al mes y medio de edad aproximadamente separándose de la proximidad de sus progenitores un mes más tarde.


¿Que enfermedades puede tener?

De una robustez increíble, no suelen presentar afecciones específicas, aunque se muestren a veces sensibles a las clásicas alteraciones parasitarias y patológicas de las psitáceas.
Nombre: Myopsitta monachus
Familia: Psitáceas
Orden:
Psitaciformes
Clase:
Aves


¿Como es?

Con una longitud de 29 cm y cola relativamente larga, este lorito, resistente y adaptable, presenta cabeza grande, redondeada, con pico curvado, robusto, típico de las psitáceas, de color pardo claro, ajunquillado Los ojos, redondos, grandes y oscuros, están rodeados de un fino anillo ocular Frente, mejillas, garganta y pecho son de color gris pálido El resto del cuerpo tiene el plumaje verde, más o menos uniforme, que generalmente puede oscurecerse en el dorso azuleando en las plumas externas de ias alas Existen dos formas obtenidas en cautividad, de colores azulados y amarillos, respectivamente

No existe dimorfismo sexual, siendo machos y hembras aparentemente iguales Viven libres en zonas arbóreas de sudamérica, desde Bolivia y Brasil hasta Argentina, en grupos relativamente numerosos, que se subdividen por familias, ocupando un territorio amplio, en el que las
parejas establecidas construyen varios nidos, que contrariamente al resto de los papagayos, son auténticas estructuras entrelazadas, con gran cantidad de ramas colgadas de los árboles Tienen un régimen alimenticio muy omnívoro, en el que la dieta vegetal constituye una parte fundamental


¿Cuanto suele vivir?

Pueden alcanzar con facilidad los dieciséis-dieciocho años de edad en óptimas condiciones de mantenimiento


Su casa

Se muestran idóneas para grandes pajareras exteriores, e incluso se habitúan a vivir libres en el  jardín en que fueron aclimatadas, siempre que no sean hostigadas

Pueden ser confinadas por parejas en jaulones de 2 m de longitud por 1 de anchura y 1,50 de altura, aunque la reproducción en estas condiciones no suele conseguirse


Alimentación

En cautividad se les ofrecerá una mezcla variada de semillas de girasol, calabaza, judía tierna, algarrobas, cacahuetes verdes, arroz, maíz tierno, cañamón y trigo, que deberá complementarse con trocitos de frutas variadas, plantas germinadas, zanahorias y huevo duro, finamente picado No debe faltarles agua limpia y fresca para beber


Carácter y comportamiento

Adaptables, ruidosas, muy activas, se instalan perfectamente en la pajarera, que podrá compartir con otras aves cuando tengan suficiente espacio Como ejemplares aislados se encariñan mucho con sus amos y pueden dejarse en semilibertad en la casa


¿Que cuidados necesita?

Administración de agua y alimento, así como limpieza y profilaxis de eventuales exoparasitosis son suficientes cuando estas cotorritas están albergadas en grandes jaulones exteriores


¿Como se reproduce?

Al no ser distinguibles machos y hembras puede soltarse un grupo de ocho-diez individuos en el jaulón o pajarera exterior que encierre varios árboles Las parejas se irán formando espontáneamente El nido globular, muy grande, es construido por ambos sexos y suele, al menos, duplicarse La puesta es incubada durante veinticinco o veintiséis días, tras los que nacen los polluelos Las jóvenes cotorras abandonan el nido al mes y medio de edad aproximadamente separándose de la proximidad de sus progenitores un mes más tarde


¿Que enfermedades puede tener?

De una robustez increíble, no suelen presentar afecciones específicas, aunque se muestren a veces sensibles a las clásicas alteraciones parasitarias y patológicas de las psitáceas

Los artículos más vistos


Los artículos más comentados


Los artículos más valorados


Enlaces amigos